http://despertardeoaxaca.com/wp-content/uploads/2018/06/1-198-770x470.jpg

Continúa Fiscalía sin avances en el caso del asesinato de Sol Cruz

Francisco Vásquez

Continúa Fiscalía sin avances en el caso del asesinato de Sol Cruz

A 26 días del atentado contra la fotoperiodista María del Sol Cruz Jarquín, a quien le privaron de la vida el pasado 2 de junio en Juchitán de Zaragoza, la Fiscalía General del Estado no ha informado sobre los avances de las investigaciones ni ha emitido órdenes de aprehensión contra los probables responsables.

Pese a la presión que han realizado públicamente diversas organizaciones sociales al gobierno del estado para que se investigue y castigue a los involucrados en la comisión de delitos electorales y en el feminicidio de Sol Cruz, los resultados de las instancias procuradoras de justicia han sido nulos.

Hace unos días, Soledad Jarquín Édgar, madre de la fotoperiodista asesinada, suscribió un documento titulado Carta a las buenas conciencias en el que califica al actual proceso electoral como el más violento de la historia y reprocha la ausencia de justicia, así como la impunidad y omisión que se vive actualmente en México.

En el documento, el cual fue difundido a través de las redes sociales, la también periodista recordó que Sol Cruz fue enviada por su jefe, Francisco Montero López, ahora extitular de la Secretaría de Asuntos Indígenas (SAI) del gobierno de Oaxaca, para apoyar con su trabajo como fotógrafa y videasta, y hasta de diseño de propaganda de la campaña política del candidato del Partido Revolucionario Institucional, Partido Verde Ecologista de México, Partido Nueva Alianza a la presidencia municipal de Juchitán de Zaragoza, Hageo Montero López.

Si ella se negaba perdería su empleo como jefa del departamento de Comunicación Indígena Intercultural, una oportunidad que había recibido de manera formal apenas el 1 de enero pasado y que de acuerdo a la madre significaba un gran paso en la carrera profesional de Sol Cruz sin imaginar que ya tenía marcado su destino de manera fatal.

El 2 de junio, día en que Sol Cruz fue asesinada a balazos junto con la candidata a concejal de Juchitán, Pamela Terán Pineda, y su chofer Adelfo Guerra, marcó para siempre la vida de la familia de la comunicóloga, quien mantiene firme su exigencia de justicia ante las instancias encargadas de administrarla.

Soledad Jarquín refirió que el crimen de su hija fue por el capricho de un político que a todas luces incurrió en un delito electoral, dado que Sol Cruz se encontraba lejos de su fuente de trabajo en una oficina de Ciudad Administrativa en Tlalixtac de Cabrera, un municipio conurbado a la ciudad de Oaxaca y murió en Juchitán de Zaragoza.

“Ella, mi hija, es parte de esa juventud sacrificada en este país que desacierta el rumbo para los jóvenes, un país equivocado para ellos, un país cuyo gobierno ha dado muestras que no le importan esos jóvenes sin oportunidades para consolidar sus proyectos de vida y sus deseos profesionales”, escribió la periodista.

En solidaridad, diversos organismos civiles han realizado protestas en diferentes lugares del país incluyendo al municipio de Oaxaca de Juárez para exigir que las autoridades investiguen a fondo el caso.

Asimismo, señalaron que es de alta preocupación el tratamiento que dará el titular del Poder Ejecutivo estatal al asunto de este caso, ya que, si no lo asume con la seriedad debida, corre el riesgo de quedar impune, tras solapar prácticas de corrupción, desvío de recursos e impunidad.

Sin embargo, hasta el momento la Fiscalía General del Estado no ha informado avances significativos respecto a las tres líneas de investigación que mantiene abiertas sobre el triple homicidio en el que fue asesinada la candidata Pamela Terán Pineda, la fotoperiodista Sol Cruz y Adelfo Guerra, quien se desempeñaba como chofer.

Así también se mantiene abierta una carpeta de investigación por la probable comisión de delitos electorales contra el extitular de la SAI, Francisco Montero López, sobre el presunto desvío de recursos para favorecer a las actividades de campaña de su hermano, Hageo Montero López, quien contenderá por Juchitán de Zaragoza.

A la fecha ni en materia penal, civil, administrativo o electoral se ha judicializado el caso, ni la Fiscalía General del Estado ha informado sobre las evidencias con las que cuenta para librar órdenes de aprehensión y fincar responsabilidades a quienes estuvieron involucrados.

“Entre tanto, seguiré a través de las vías legales buscando y clamando justicia para María del Sol, mi pequeña hija cuyos sueños han sido arrebatados desde el momento en que fue enviada por el exsecretario Francisco Montero López, para apoyar la candidatura de su hermano Hageo Montero López”, externó.

“Si esto no es corrupción, que el Partido Revolucionario Institucional me diga cómo se le llama, porque todavía hay quienes nos negamos a aceptar vivir la tragedia de ser víctimas de las malas prácticas políticas que llevaron a María del Sol Cruz Jarquín a ese destino que ella ni nadie se merecen”, finalizó el documento de Soledad Jarquín.