China se pone los guantes

Mañana, 20 de enero, será un día para recordar. En efecto, una nueva etapa se inicia en el mundo político de Estados Unidos y de los países que guardan relaciones con la potencia mundial al efectuarse el cambio de guardia en la presidencia de aquel país al jurar, Donald Trump, como presidente de Estados Unidos.

La incertidumbre, el temor y la división de la nación, han sido factores originados por un personaje que ha dañado a economías y las finanzas de países como México, y a empresas que se han visto obligadas a cambiar planes y programas de inversión directa a causa de las advertencias y amenazas del Sr. Trump en el caso de que continúen instalando plantas armadoras en México, China, o cualquier otra parte del planeta. Amenazas que implicarían impuestos de hasta un 35%, que ocasionarían desajustes del mercado y desequilibrio en las ventas de las empresas amenazadas.

En México, algunas empresas nacionales como Xcaret, cancelaron la compra de automóviles Ford como acción reciproca a los desafíos de Trump y a la deslealtad de Ford; acción que, en automático, abre las puertas a mercados limitados por el mercado estadounidense. Por cierto, la BMW es otra de las empresas que le han dado el portazo en la cara al peleonero de Manhattan. El gigante alemán automotriz continuará fabricando autos en México.

Por cierto, y hablando de fajadores, no me refiero a la próxima pelea del Canelo y Julio Cesar Chávez Jr., que promete estar buena, sino a la que el buscabullas de Manhattan ha iniciado contra China, a través del secretario de estado designado, Rex Tillerson. El funcionario declaró que el gobierno que se inicia no tolerará que China acceda a las Islas del Mar de China Meridional que reclaman Vietnam y Filipinas. Al respecto, el Global Times comentó que: “A menos que Washington planee lanzar una guerra a gran escala en el Mar de China Meridional, cualquier otro método para evitar el acceso chino a las islas será estúpido”.

Es importante señalar que Beijing está confrontado con Filipinas y Vietnam, debido a que los tres países desean incorporar la soberanía de las islas Spratly y Paracel a su propio territorio, incluso, Tillerson, comparó la pretensión de China a la anexión de Crimea a Rusia, advirtiendo que Trump y su gobierno exigirán a China poner fin a sus reclamaciones.

Por su parte, el diario oficial, China Daily, publicó que “es mejor no tomar en serio las declaraciones del secretario de estado porque son una mezcla de inocencia, cortedad de miras, prejuicios y fantasías políticas no realistas”. Si se pusieran en práctica “en el mundo real “las declaraciones de Tillerson, agregó China Daily, se “iniciaría una devastadora confrontación entre China y Estados Unidos”.

Por lo que respecta a la insistencia de Trump, en el sentido de que su gobierno insistirá en la política de una sola China sobre Taiwán es negociable y base de las relaciones de Washington y Beijing, el gobierno chino respondió a Washington, afirmando que la Política de una sola China es el principio fundamental de las relaciones bilaterales entre los dos países y “esta no es negociable”.

La prensa oficial china reiteró que “que si el gobierno del presidente Donald Trump sigue desafiando a China respecto al mar de La China Meridional, tanto Beijing como Washington, “deberían pensar en prepararse para un enfrentamiento militar”.

Y desde Davos, Suiza, el presidente de China, Xi Jinping, criticó el resurgimiento del proteccionismo de las elites mundiales como Estados Unidos y Gran Bretaña. “No tiene sentido” culpar a la globalización de todos los problemas que enfrenta el mundo, como la crisis migratoria. Fueron la guerra, el conflicto y los cambios políticos los que desataron la crisis migratoria; y en cuanto a la economía global es un gran océano del que uno no puede escapar. El mundo debe decir “No” al proteccionismo, afirmó Xi Jinping.

Mañana empezarán a despejarse las incógnitas que, hasta ahora, tienen a gran parte del mundo preocupado por todo aquello que ha dicho un desquiciado y que los medios de comunicación del mundo han consignado y coincidido en reprobarlo. El mundo no puede estar equivocado y un solo hombre no puede tener toda la razón; eso tiene un nombre: Autocracia.

Off the record: La presión popular da resultados: retirarán prebendas, bonos de gasolinas, pago de celulares, autos, choferes y demás, a legisladores y funcionarios que abusaron de los dineros de la nación. Incluso el PRI envió una propuesta para reducir el número de legisladores ya que son muchos para tan pobres resultados.

Golpe al turismo de Quintana Roo por lamentables sucesos en los que murieron cinco personas y decenas de lesionados en el interior del bar “Blue Parrot” y en la Fiscalía. Las mafias y sicarios hicieron acto de presencia mortal para cobrar el “derecho de piso” y saldar cuentas con las autoridades judiciales.

Curioso: y además coincidente el que ante el arribo de Mario Villanueva a Quintana Roo, estado del que fue gobernador, la violencia se haya desatado en Playa del Carmen. ¿Se habrá reactivado el Cartel del Golfo?

Músicos de la Sinfónica de Oaxaca, se quejan de que “el nuevo gobierno no ha sabido mantener la dignidad de la Sinfónica del Estado, dejando en vilo a sus integrantes y a la sociedad”. Seculta lo niega y asegura que permanecerá abierto el ensamble y que lo mantendrá con el formato de camerata.

Fernando Tavares (@lamuladeblancasu) publicó un articulo, completo, detallado y preciso, en el cual señala que el titular del ejecutivo estatal no se encuentra satisfecho con el trabajo desarrollado por el gabinete de inicio por tratarse de un equipo novato, de poca o nula experiencia e ineficacia en los resultados. De ser cierto y comprobarse lo que dice el artículo de Tavares; queda claro que los jóvenes bisoños pensaron que venían de vacaciones a Zipolite a contemplar y nadar en los cenotes. ¿Cuáles?

Empieza a incomodar la gestión de Alejandro Avilés Álvarez, como titular de la Secretaria General de Gobierno del Estado por estar acusado de actos de corrupción, tráfico de influencias para desviar recursos a sus cuentas, a través de terceros, y de su relación con personas de oscura conducta. Y eso que apenas han transcurrido, al día de hoy, 50 días de gobierno y ya está enseñando las garras de pillo (no imaginemos lo que será de los próximos 2,141 días que faltan de este sexenio).